Department of Human Services

Los Servicios Humanos de NJ refuerza los esfuerzos para reducir la incidencia de las discapacidades intelectuales y del desarrollo prevenibles

Se han puesto a disposición de las organizaciones $1,6 millones de dólares en fondos para aplicar estrategias que ayuden a reducir la incidencia de las IDD

25 de julio de 2022

              

               (TRENTON) – Hoy, la Comisionada de Servicios Humanos, Sarah Adelman, anunció que el Departamento está financiando tres nuevos proyectos para ayudar a reducir la incidencia de las discapacidades intelectuales y del desarrollo (IDD, por sus siglas en inglés) y mejorar los resultados de la salud infantil en el estado.

Las IDD son trastornos que suelen estar presentes al nacer y que afectan a la trayectoria del desarrollo físico, intelectual y/o emocional del individuo. Aproximadamente uno de cada seis niños en EE.UU. tiene una o más discapacidades del desarrollo u otros retrasos del desarrollo.

"Sabemos que algunas discapacidades del desarrollo se pueden prevenir mediante prácticas maternas, paternas y de cuidado de los niños. Esta financiación apoyará el trabajo en curso del Departamento para ayudar a prevenir las discapacidades del desarrollo a través de la conciencia pública, la educación y otros esfuerzos de prevención eficaces, y proporcionar mejores resultados de salud para las familias y las futuras generaciones de los residentes de NJ", dijo la comisionada Adelman.

Las subvenciones fueron concedidas por la Oficina de Prevención de Discapacidades del Desarrollo (OPDD, por sus siglas en inglés) dentro de la División de Discapacidades del Desarrollo (DDD, por sus siglas en inglés) del Departamento. Se animó a los vendedores a presentar propuestas que aborden la prevención de las discapacidades del desarrollo que sean novedosas o únicas respecto al trabajo actual de prevención de las discapacidades del desarrollo en el estado.

"La prevención de las discapacidades del desarrollo comienza mucho antes de que una mujer quede embarazada y continúa mucho después de que nazca su hijo/a. Educar a los padres primerizos o jóvenes sobre el impacto nocivo de la pintura con plomo, por ejemplo, es una forma sencilla pero eficaz de ayudar a prevenir este tipo de discapacidades. Esperamos con interés la puesta en práctica de estas propuestas innovadoras y el impacto que tendrán en la calidad de vida de los padres y los niños", dijo el comisionado asistente Jonathan Seifried, quien dirige la División de Discapacidades del Desarrollo.

Se han financiado a estas organizaciones para los siguientes proyectos:

  • Partnership for Maternal and Child Health al norte de NJ trabajará con los distritos escolares de los condados de Bergen, Essex, Hudson, Morris, Passaic, Sussex y Warren para poner en práctica un plan de estudios de educación y prevención del trastorno del espectro alcohólico fetal (FASD, por sus siglas en inglés), reconocido a nivel nacional, para educar a los jóvenes estudiantes sobre el FASD. El proyecto también proporcionará educación sobre la prevención de los IDD a los estudiantes universitarios, y proporcionará educación sobre la detección y la intervención temprana a las enfermeras escolares.
  • El capítulo de New Jersey de la Academia Americana de Pediatría educará a los médicos de atención primaria y a las partes interesadas de la comunidad sobre la importancia de la prevención, la identificación temprana y la derivación de los niños con niveles elevados de plomo en la sangre. También educará a los proveedores de servicios pediátricos sobre el programa de remediación del Departamento de Asuntos Comunitarios para que puedan remitir a las familias para que reciban inspecciones gratuitas del hogar para identificar posibles fuentes de plomo. 
  • La Red de Defensa de los Padres de SPAN se centrará en la salud materna, paterna e infantil y en la salud mental, proporcionando formación y educación sobre liderazgo, así como también la participación de la comunidad para las mujeres y los hombres en edad de procrear, con el fin de prevenir las enfermedades de transmisión sexual, concretamente el síndrome de alcoholismo fetal/trastorno del espectro alcohólico fetal. El proyecto abordará los determinantes sociales de la salud, como la pobreza, las barreras lingüísticas, las experiencias infantiles adversas, los factores del estrés social y ambiental, el acceso a los sistemas de servicios, la situación de la inmigración, las barreras lingüísticas y otros factores que influyen en cuestiones como el tabaquismo, el consumo de sustancias y la nutrición.

Las tres organizaciones recibirán financiación durante tres años. Cada organización dispondrá de una dotación máxima de $185.000 dólares anuales para llevar a cabo sus propuestas.

Las subvenciones están financiadas hasta el 30 de junio de 2025.

La OPDD podrá considerar la posibilidad de conceder ayudas en el futuro a los modelos de proyectos que demuestren su eficacia y que se considere que tienen potencial para ser reproducidos en todo New Jersey.